COSER UN MANTEL

COSER MANTELES CON LAS ESQUINAS BIEN REMATADAS

Los manteles, especialmente individuales, deben presentar un aspecto impecable por ambos lados, por lo que el dobladillo requiere una atención especial. Para que al plancharlo, no se vea el derecho, se dobla 2 veces. Calcular, pues, la anchura doble del dobladillo antes de cortar. Mostramos como se deben coser a mano las esquinas, naturalmente también se pueden coser a maquina.





1 Marcar con hilo los contornos y el medio dobladillo (1,5 cm). Doblar el dobladillo a 1,5 cm y plancharlo.


                                      

2 Coser la esquina con punto atrás. La costura se hace en el ángulo recto del lado doble. Rematar bien el final de la costura.



                                     

3 Cortar al bies la esquina hasta 0,5 de la costura y abrirla con la plancha




4 Dar la vuelta a las esquinas (se pueden utilizar las puntas de las tijeras). Hilvanar el dobladillo y plancharlo.



                                        

5 Coser el dobladillo con puntadas por encima. Por ambas caras debe quedar una fila de puntadas regulares.






COMO COSER EL MANTEL A MAQUINA







1. Comienza cortando un rectángulo adecuado para tu mesa. Luego con la plancha marca lo que será el dobladillo en todo el contorno.
2. En cada punta deshace el dobladillo que marcaste formando un triángulo.
3. Corta la punta de cada triángulo que se forma.
4. Vuelve a doblar los lados.

5. Forma cada ángulo como ves en la imagen y sujeta con alfileres.
6. Marca todo el dobladillo del contorno y plancha para marcar.
7. Cose a máquina todo el contorno.
8. Plancha el dobladillo para terminar.



posted under |

2 comentarios:

Patri dijo...

Que fácil se ve así, nunca lo hubiera pensado.
Cuando es cuadrado o rectangular se cose así y cuando es redondo como se hace?.
Lo podrías poner Ana ?
Gracias.

ana maria cuesta dijo...

Tomo nota Patri y pronto lo pondré

Publicar un comentario

Entrada más reciente Entrada antigua Inicio
Con la tecnología de Blogger.

Dedicado a mi madre:


Me enseñaste que cuando las cosas ya están terminadas no se ve el tiempo invertido pero si los resultados.

Nadie ha recibido más afecto ni un apoyo tan incondicional como el que tú me diste.

Yo también te quiero.

SIGUEME POR Email

ELLOS NOS SIGUEN, FALTAS TU


Recent Comments